jueves, 5 de junio de 2008

Cuentos saharauis. Larosi Haidar


Pedidos en correo [arroba] edicionesidea.com

La tradición oral de un pueblo es su historia en bruto, es el hilo conductor que une el presente con el pasado proyectándolos hacia el futuro. Y uno de los géneros más representativos de esta cultura oral es el cuento; el cuento contado a la luz y al calor de los fogones nocturnos del desierto por un narrador nato que varía, moldea, alarga o acorta su texto según las circunstancias, dependiendo del contexto, del ánimo de los oyentes, de su interés y concentración. El cuento saharaui, independientemente de sus orígenes y sus metamorfosis, pues no hay que olvidar las inevitables interacciones que ha habido a lo largo de los años (cultura bereber, la España musulmana, las olas de colonos árabes, las civilizaciones africanas y las reestructuraciones geopolíticas de finales del siglo XIX hasta hoy) es ante todo la expresión íntima y genuina del espíritu saharaui, su fiel espejo... En este sentido, el corpus cuentístico recogido en el presente libro es una especie de compendio cultural que nos descubre valores y virtudes al igual que anhelos y deseos por medio de un personaje emblemático denominado Shertat. Para facilitar una inmersión exhaustiva en este universo cuentístico se ha seguido el método de presentar en primer lugar el cuento original en hassanía (caracteres árabes) después vendría una traducción casi literal del cuento, seguida de un vocabulario, un comentario y, finalmente, la traducción final del cuento.


Autor: Larosi Haidar
Editorial: Ediciones Idea
Año de publicación: 2008
Encuadernación: Blanda

Número de páginas: 340 páginas
ISBN: 978-84-8382-110-7
Idioma: Castellano



Larosi Haidar
Nació en El Aaiún en 1962. Estudió en el tan querido por todos los saharauis Colegio de La Paz en su ciudad natal.
En 1992 se trasladó a España donde reside actualmente. Estudió en Granada, donde se doctoró en Traducción e Interpretación. Actualmente vive en la costa malagueña donde trabaja como profesor en la Universidad de Granada.
Ha publicado varios artículos sobre la teoría de la traducción, es autor de varias traducciones de poesía árabe y de la tesis “Traducción de cuentos saharauis: una introducción a la tradición oral del Sáhara Occidental”. Ha participado en la antología de poesía saharaui “Aaiun, gritando lo que se siente” (Universidad Autónoma de Madrid, 2006), dedicada a la Resistencia Pacífica Saharaui en las zonas ocupadas.

Shartat vino una vez a la jaima de sus suegros, por la tarde, cuando ya anochecía, y como lo único que había de cena era leche, entonces había que esperar hasta que se ordeñe el ganado, ya de noche, para cenar. Mientras esperaba echado, cogió y excavó un hoyo cerca de su cabeza con la idea de poner en él su gadha, su cuenco de leche, para que de esta manera no se derramara. Pero resulta que pasó cerca de él su suegra y, sin quererlo, tropezó al poner el pie en el hoyo. Shartat, enfadado y propinándole un fuerte golpe a su suegra, le gritó:
-¡Mujer, has derramado mi cena!
-¿Pero qué dices? ¡Si todavía no hemos ordeñado!
-Sí, pero si hubieráis ordeñado y me hubieráis servido mi gadha, yo la habría colocado aquí y tú la habrías derramado ("Shartat y el hoyo del cuenco")

No hay comentarios: